Posteado por: Bernardo | octubre 25, 2010

Todos contra Dilma, Dilma somos muitos

Más madera que es la guerra. La campaña electoral de Brasil, tras el primer turno, se ha convertido en una encarnizada batalla campal. Acabo de entregar un texto de análisis para Expresso (Lisboa) titulada: Todos contra Dilma. Arranco con los ataques de José Serra, el candidato de la derecha, con su guerra sucia contra Dilma. Después de orquestar una campaña en la que acusaba a Dilma Roussef de abortistas, la guerra fue subiendo de tono. El clima bélico instaurado por la derecha llegó a tal punto que José Serra fue atacado en un mitín. Y Dilma, también. Normal, pienso: en Internet circulaban vídeos horripilantes, manipulados y demagógicos, en el que se compara a Dilma con Stalin. Lo que no sospechaba la derecha es que Internet se iba a convertir en su principal enemigo. Sheila Canevacci Ribeiro colocó en su Facebook que la mujer de Serra, su ex profesora, le confesó que había abortado en Chile, cuando estaba en el exilio. La prensa, salvo la Folha, no lo publicó. Pero la noticia corrió como la pólvora. Los brasileños – los que más horas pasan a mes en Internet, los más activos en redes sociales – han revolucionado la campaña en la red. Las declaraciones que el sociólogo Darcy Ribeiro pronunció antes de morir han sido otro auténtico hit: esa gente quiere vender Brasil. Con lógica: José Serra, como ministro de Planeamiento, privatizó la compañía Vale do rio Doce, una de las mayores mineras del mundo. Y es que la campaña del PT en Internet está coordinada por uno de los grandes gurús, Marcelo Branco, que ya asesoró a gobiernos de medio mundo. La guerra sucia, en estos días, también ha tocado a la derecha. Yo he recibido mails inverosímiles sobre la reunión secreta de Fernando Henrique Cardos, ex presidente de Brasil, el papá político de Serra, en Foz de Iguaçu con empresarios extranjeros, sobre las nuevas privatizaciones que pondría en marcha Serra. otros, más descabalados, sobre la implicación de la CIA en la campaña de Serra. Más madera, que es la guerra. The Economist apoya a Serra. Pero Internet apoya a Dilma. Las ilustraciones que corren por Internet sobre Dilma – divertidas, impactantes – bajo el logo Dilma somos muchos, tienen más fuerza que cualquier apoyo de The Economist. De momento, la última encuesta coloca a Dilma doce puntos por delante de Serra. Todos están contra Dilma. Pero Dilma somos muitos.

Votar en los Premios Bitacoras.com
Medio Oficial Premios Bitacorasúltimas noticias

post to facebook Meneame


Responses

  1. GRACIAS BERNARDO , POR CONTARNOS TANTAS COSAS INTERESANTES DEL MUNDO

  2. […] Escrito en Internet, Periodismo « Todos contra Dilma, Dilma somos muitos […]

  3. […] comentarios Nicolás on Iphone concierto bajo tie…El amor en los tiemp… on Todos contra Dilma, Dilma somo…vida on Todos contra Dilma, Dilma […]

  4. […] pozo del país unos días antes de las urnas. Internet – divino Facebook- captó el mensaje: Dilma somos muitos. El juego sucio, como boomerang impío, le dio a Serra en la cabeza. Su mujer hhabía abortado en […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: