Posteado por: Bernardo | diciembre 19, 2010

Wikileaks cubaniza a Estados Unidos

Por fin llegó el momento: Cuba y Estados Unidos están de acuerdo en algo. La Habana y Washington lanzan dardos incendiarios contra Wikileaks con una intensidad parecida. Si Cuba al principio se frotaba las manos pensando que las filtraciones debilitarían al Tío Sam, ha cambiado muy rápidamente de parecer. La lluvia de cables sobre La Habana no ha gustado ni un pelo al Gobierno cubano. Normal, la radiografía de las filtraciones dibuja un panorama tétrico: Raúl Castro deprimido, detalles de crisis en pleno vuelo de Fidel Castro, una isla arruinada en dos o tres años, una juventud… Y un país – EEUU- que confía más en la juventud desencantada que en los opositores políticos…. No es de extrañar que La Habana se haya unido a la tesis de Obama. Wikileaks es deplorable. Assange un terrotista. Cuanto menos un espía. O un mensajero del enemigo capitalista (de alguno de ellos). El Granma comienza a publicar artículos cuestionando la filtración masiva. Por si fuera poco, La Habana, en su paranoia, afirma sin más que detrás del presunto escándalo sexual de Assange hay una colaboradora cubana de la CIA. Si miramos con distancia el entramado Wikileaks nos damos cuenta que en su espejo, la actitud de Cuba y Estados Unidos llega a mimetizarse. Ambos deploran la libre circulación de información, la libertad de prensa. Ambos presionan a sus interlocutores políticos hasta límites insospechados. Cuba obliga a aparcar la cuestión de derechos humanos a todos los países que negocian en la isla (Wikileaks dixit). Estados Unidos los aparca para negociar con sus aliados en Oriente Medio. Wikileaks, ese espejo, nos devuelve la imagen americana deformada, diezmada. Mejor dicho: una imagen real, transparente, de un país que insiste en su democracia for export pero que no respeta los más mínimos derechos democráticos. Un país cubanizado (en el peor de los sentidos) y dictatorial que ha perdido toda su credibilidad democrática, si es que le quedaba algo.


Responses

  1. Desculpa amigo Bernardo,

    Somente em parte concordo com vc: Os dois odeiam wikileaks e eu tb.
    De resto, tds tem o direito a privacidade, incluisive governos e governates, exceto
    quadrilhas transformadas em gov ainda q pelo voto direto.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: